En la Sociedad Portuaria de Santa Marta, mamás en tiempos de pandemia

Para conmemorar el Día Internacional de la Madre, la Sociedad Portuaria de Santa Marta hace un reconocimiento especial a todas las mamás trabajadoras, que en estos tiempos de pandemia han sido creativas y muy valientes para cumplir con todos sus roles, en especial el de ser mamá.

Hoy destacamos a una empleada de la Sociedad Portuaria de Santa Marta, María Luisa Anacona; y a una empleada de una de nuestras filiales Smitco, Sandra Laborde.

#DíadeMamá jornada contínua y para toda la vida

María Luisa Anacona Cellar
Jefe Comercial y de Servicio al Cliente

María Luisa Anacona Cuellar, nuestra jefe Comercial y de Servicio al Cliente, de la Sociedad Portuaria de Santa Marta; es una joven samaria, casada hace 15 años con Hernán y mamá de Marianella de 13 años y Valentina de 9.

Como la mayoría de las mujeres de este siglo, María Luisa es profesional. Estudió Finanzas y Comercio Exterior y desde hace 12 años hace parte de la familia Sociedad Portuaria de Santa Marta… ella es mamá, esposa, hija, amiga y profesional.

Afirma que lo ha podido hacer todo gracias al apoyo de su esposo y del trabajo en equipo como familia, eso ha sido fundamental para cumplir con los diferentes roles. “…mi día inicia muy temprano, ahora en tiempos de pandemia me despierto a las 4:30 a.m, tomo un tiempo para mí, despierto a las niñas, desayunamos en familia, me organizo para salir a trabajar y dejo a mis hijas instaladas para tomar sus clases virtuales; con el covid-19, el trabajo en casa ha aumentado”.

Por otra parte María Luisa cuenta: “…las noches son un poco más largas, porque después de la jornada laboral, me dedico a atender mi hogar y todo lo que eso significa en términos del mercado, las tareas escolares, mi esposo y  las actividades lúdicas de Marianella que es toda una artista y de Valentina que le encanta ser mini chef y barista,… y solo cuando esas labores finalizan a satisfacción, me dedico a hacer los deberes del Master Internacional en Administración Marítima y Portuaria, que hago con el International Maritime Business School de Santa Cruz de Tenerife, España”,  después de mucho leer y estudiar el cansancio la vence alrededor de las 11:30 p.m.

Su vida profesional inició en el sector aduanero, lo que le abrió las puertas de este terminal portuario, al que llegó como coordinadora Comercial y Logística y desde entonces se dedicó a conocer y empoderarse de toda la operación, para llegar hoy a su posición actual donde tiene el reto de vender los servicios logísticos del Puerto como eslabón para las importaciones y exportaciones del país.Agradezco a Dios, a mi familia y a la familia Sociedad Portuaria de Santa Marta por todas las oportunidades que me han brindado”.

#DíadeMamá en tiempos de pandemia

Sandra Laborde Palomino
Supervisora de Facturación y Cartera en Smitco

Una de las madres que aporta al desarrollo de las operaciones en la Sociedad Portuaria de Santa Marta y sus filiales es Sandra Laborde Palomino, profesional en Negocios Internacionales con 14 años de experiencia en la terminal marítima, desempeñándose actualmente como Supervisora de Facturación y Cartera en la empresa Santa Marta International Terminal Company S.A. (Smitco).

Su núcleo familiar está conformado por su esposo Álvaro y sus hijos: Samantha y Thiago de 10 y 3 años respectivamente, a quienes al igual que sus compañeros de la Sociedad Portuaria de Santa Marta y sus filiales ha cuidado celosamente del covid-19, cumpliendo con los protocolos de bioseguridad impartidos desde Smitco, la empresa que le ha permitido crecer no solo como profesional sino como mujer y madre. 

“Agradezco a la Sociedad Portuaria y sus filiales porque me ha permitido crecer en todas mis etapas como mujer”, señala Sandra Laborde, con una sonrisa en su rostro que refleja la gratitud que siente por todo lo que ha logrado siendo ejemplo de resiliencia que como ser que las caracteriza.

“Fue un cambio transcendental. Como familia debimos adaptarnos, cada uno asumió nuevos roles en el hogar”, señala la profesional en Negocios Internacionales.

Sandra, considera que es una labor única la desempeñada por la mujer en la sociedad que ejerce roles como profesional, madre y esposa. “Tenemos la capacidad de hacer frente a todos los desafíos que se nos presentan en la vida”, dijo.

Las madres desempeñan un sin fín de tareas y ponen a prueba su resistencia para cumplir con cada una de ellas, dando siempre lo mejor de su ser. “La clave está en el equilibrio, debemos aprender que hay un momento para todo: para la familia, el trabajo y el esparcimiento, no debemos robarle el tiempo a cada uno de ello”, sostiene la colaboradora de Smitco.

Las madres siembran a lo largo de la vida y esas lecciones aprendidas de su progenitora permanecen intactas en ella. Sandra es el ejemplo fehaciente de la mujer portuaria, luchadora, aguerrida, capaz de transformar su entorno con dedicación y un alto grado de compromiso y amor por este Puerto y sus filiales, y aunque para la mujer no es fácil desempeñar todos los roles al mismo tiempo, tienen la capacidad de salir adelante en cada una de las facetas de la vida diaria.

Así como Sandra y María Luisa, aún en tiempos de pandemia, todas las madres de la Sociedad Portuaria de Santa Marta y sus filiales continúan trabajando por el desarrollo económico de sus familias, la ciudad, el país y el mundo.

Si deseas conocer más historias como estas, sigue nuestras redes sociales: @Puertodesantamarta , @PuertodeSantaMarta y @PuertoStMarta


 


Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *